Las mejores posiciones sexuales para quedarse embarazada

Mujer embarazada

Para contar con todas las posibilidades de quedarse embarazada, algunas posturas son más favorables que otras porque permiten una mejor penetración y conservación del esperma.

He aquí algunos consejos y trucos para contar con todas las posibilidades de su lado:

  1. Para tener más posibilidades de quedarse embarazada, es recomendable aumentar las relaciones sexuales unos 4 días antes de la penetración y 3 ó 4 días después.
  2. Las contracciones que provoca el orgasmo permiten que los espermatozoides lleguen más fácilmente al útero. La mujer necesita más tiempo de estimulación que el hombre para alcanzar el clímax. El hombre debe hacer lo posible por retrasar la eyaculación para poder dar a su pareja el tiempo necesario para estar lo suficientemente estimulada.
  3. Permanezca acostada boca arriba unos diez minutos después del acto, y si es posible elevar la pelvis mediante un cojín, por ejemplo.
  4. Evitar la ducha vaginal después de  la relación. Disminuirá sus posibilidades.

Las posturas favorables para la fecundación :

Céntrese en las posturas que acercarán el esperma al cuello uterino. Las posturas en las que la mujer permanece tumbada boca arriba y el hombre encima, son las preferibles.

  1. La mujer se coloca boca arriba, piernas extendidas y con los brazos hacia la cabecera de la cama. El hombre se sitúa encima. La mujer debe seguir el ritmo y no permanecer pasiva: contraiga sus músculos para aumentar la estimulación del clítoris y los movimientos de la penetración.
  2. La mujer acostada boca arriba abre ampliamente las piernas. El hombre tumbado a su lado, coloca una pierna entre las suyas y la penetra de lado, pudiendo apoyarse sobre su brazo para mantener el equilibrio.
  3. La mujer, siempre acostada boca arriba dobla las piernas sobre su abdomen. El hombre se coloca de rodillas sobre ella y la penetra suavemente desde arriba. Ella rodea la cintura de su pareja con sus pies.
  4. La mujer acostada de espaldas, las piernas elevadas y apoyadas sobre los hombros de su pareja. El hombre se coloca de pie y  realiza los movimientos de vaivén pudiendo rodear con sus manos, las nalgas de la mujer.

Estos consejos y estas posturas no son reglas absolutas para quedarse embarazada, pero algunos trucos le permiten favorecer la fecundación.